¿Qué es un aborto terapéutico? A continuación, te brindamos información de todo lo que necesitas saber sobre el aborto terapéutico.

El aborto terapéutico es la interrupción del embarazo inducida de forma intencional, lo que puede realizarse por diversos motivos. En otras ocasiones, el aborto sucede de repente sin haber sido provocado, lo que se conoce como un aborto espontáneo. Si ese aborto es incompleto, será un motivo también para acceder a un aborto terapéutico.

El aborto terapéutico, aunque puede ser una decisión autónoma, no siempre es deseada: en muchas ocasiones la persona gestante puede tener deseos de llevar a término su embarazo, pero debe recurrir a un aborto para evitar algún un riesgo para su salud o su vida o si la gesta es inviable.

Las legislaciones de algunos países contemplan estos riesgos como causa suficiente para acceder a un aborto terapéutico. Sin embargo, aún hay muchas jurisdicciones que cuentan con restricciones para el acceso. En estos casos, si estás autogestionando tu aborto, podes solicitar más información y acompañamiento telefónico. En esta web encontraras una asistente de aborto seguro llamada "Ally", a quien podes contactar por WhatsApp al + 1833 221-2559 o en este link: http://wa.link/x6megw. Estas vías de asesoramiento se encuentran disponibles las 24 horas del día.

Sin importar en qué país de América Latina te encuentres, encontrarás información sobre uso de pastillas para abortar y podrás conocer más sobre acceso a la pastilla en tu región. También podrás encontrar información que te será muy útil en https://safe2choose.org/, además de las redes feministas donde podrás solicitar ayuda, por ejemplo, en América Latina, la Red Compañera por el aborto libre, red que se encuentra en 17 países.

¿Cómo acceder a un aborto terapéutico?

Los motivos en los que se recurre al aborto terapéutico son diversos. Es muy importante tener en cuenta que, en todos los casos, siempre la prioridad es la vida y la salud de la mujer o persona gestante. Según la OMS, la salud implica el “completo estado de bienestar físico, mental, emocional y social, y no solamente la ausencia de enfermedades o afecciones”.

El peligro para la salud debe ser entendido como la posibilidad de afección para la salud. Es por ello que no se requiere constatar una enfermedad y, en este sentido, tampoco debe exigirse que el peligro sea de una intensidad determinada. En síntesis, el concepto de peligro no exige la configuración de un daño, sino su posible ocurrencia.

Si en el país donde vives las legislaciones vigentes contemplan el acceso a un aborto terapéutico, porque pone en riesgo tu salud o tu vida, ten en cuenta que siempre debes ser atendida de manera rápida, sin maltratos y con respeto a tu decisión.

¿Cómo realizo un aborto terapéutico?

Existen diferentes procedimientos para llevar a cabo un aborto terapéutico. La información que aquí compartimos es información avalada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Las opciones para realizar esta intervención dependen de la edad gestacional, las legislaciones de cada país y las posibilidades y recursos con los que se cuente en los centros de salud.

Una de estas opciones es el aborto con pastillas, también llamado aborto médico o medicamentoso. Si estas autogestionando tu aborto con medicamentos, hay información que necesitas conocer. Existen dos métodos para inducir un aborto con pastillas:

Aprobaron la venta de misoprostol en farmacias | La Jornada Web
  • Mifepristona + Misoprostol. La mifepristona, no está disponible fácilmente en algunas regiones, más si vives en un país que tiene muchas restricciones en cuanto al aborto
  • Misoprostol. El misoprostol es un fármaco que produce contracciones uterinas que terminarán por provocar un aborto. Es de acceso relativamente sencillo, puedes encontrarlo en centros de salud y farmacias.

El tratamiento de misoprostol tiene una alta tasa de eficacia, siendo del 90% aproximadamente, ya sea que se utilice en gestaciones del primer o segundo trimestre del embarazo (FLASOG, 2013). La eficacia es mayor si se usa la mifepristona combinada con el misoprostol.

En este link encontrarás más información sobre los métodos recomendados para abortar con pastillas: https://www.howtouseabortionpill.org/es/howto/

El aborto con medicamentos no requiere de instrumental quirúrgico. Son procedimientos no invasivos, con riesgos de complicaciones mínimas.

Si accediste a un aborto terapéutico habilitado por las legislaciones en el sistema de salud de tu país, ten en cuenta que:

  • Deben garantizar la atención de tu salud.
  • Es tu derecho estar informada.
  • Es tu derecho ser atendida con respeto.
  • Es tu derecho ser atendida rápidamente sin que el procedimiento sea dilatado u obstruido.
  • Nadie debe amenazar o intentar cambiar tu decisión.
  • Si sintieras que algo de esto está sucediendo, es tu derecho denunciarlo.

Si estás autogestionando tu aborto con pastillas, te dejamos algunas recomendaciones:

  • Una vez que el proceso haya finalizado, espera entre 7 y 10 días para realizar una ecografía.
  • Controla los siguientes síntomas. Si alguno aparece es necesario que vayas a una guardia de urgencias médicas. Fiebre mayor a 38 grados, dolor intenso que persista aun con el uso de analgésicos, color u olor desagradable en el sangrado, o sangrado abundante.
  • Controla que el sangrado vaya disminuyendo con las semanas.
  • Si debes explicar algunas de tus molestias y no quieres o no puedes decir que usaste medicación para abortar, puedes aludir a un aborto espontáneo o incluso negar que sabias del embarazo. Nadie puede obligarte a dar información que no quieras dar.

Otros procedimientos a los que se recurre para realizar un aborto terapéutico son conocidos como abortos quirúrgico. Estos procedimientos pueden ser la aspiración manual endouterina AMEU o aspiración al vacío MVA, en estos casos debe ser realizado por profesionales de la salud formados para ello.

No importa en qué país de América Latina te encuentres, es importante que sepas que cuentas con organizaciones que te brindaran la información que estás buscando, además de apoyarte en la decisión que tomes. No estás sola.